Usted está aquí: Inicio / SFIA 6 / Habilidades / Habilidades y calidad / Gestión de personal / Provisión

Provisión RESC

Corresponde a la gestión general de recursos de la mano de obra para permitir el funcionamiento eficaz de la organización. La prestación de asesoramiento sobre cualquier aspecto de la adquisición de recursos, incluidos empleados, consultores y contratistas.

Provisión: Nivel 6

Desarrolla y comunica políticas, normas y directrices de gestión de recursos de conformidad con los planes estratégicos de recursos humanos de la organización. Asume la plena responsabilidad de la planificación, la contratación, la selección, la valoración, la incorporación y la transición de recursos. Dirige el desarrollo de planes para garantizar que la organización cuenta con recursos especializados apropiados para cumplir sus objetivos y compromisos. Garantiza la prestación de apoyo por parte de expertos según sea necesario. Audita y valora el éxito continuo y la eficacia de los procesos de gestión de recursos, como el análisis de retención, la valoración del proveedor y los medios, la satisfacción del cliente y la validación de los métodos de selección.

Provisión: Nivel 5

Elabora planes para garantizar que la organización cuente con recursos especializados apropiados para cumplir sus objetivos y compromisos. Gestiona la implementación eficaz de la planificación, la contratación, la selección, la valoración, la incorporación y la transición de recursos. Asesora sobre normas, métodos y herramientas para la gestión de recursos. Garantiza el cumplimiento de cualquier disposición legal pertinente, interna o externa, y de los códigos de buenas prácticas. Contribuye al desarrollo de políticas, normas y directrices de gestión de recursos y a auditorías y valoraciones de procesos de gestión de recursos.

Provisión: Nivel 4

Implementa planes de recursos, incluida la realización de entrevistas de contratación. Facilita los procesos de selección, valoración e incorporación, y la distribución interna de recursos. Contribuye a la transición de recursos mediante el cumplimiento de cualquier disposición legal pertinente, interna o externa, y de los códigos de buenas prácticas.